La financiación climática aumentó en 2015-2016

Por Noticias ONU Cambio Climático

La evaluación y reseña general bienal de 2018 sobre las corrientes de financiación para el clima del Comité Permanente de Financiación (CPF) muestran que, en una base comparable, los flujos de financiamiento climático a nivel mundial aumentaron un 17 % en 2015–2016 en comparación con el periodo 2013–2014.

Los datos registrados en la síntesis y las recomendaciones proporcionan información actualizada acerca de los flujos de financiamiento climático en el mundo para el período 2015-2016 y las tendencias desde 2011, además de las implicaciones en el marco de la acción internacional sobre el cambio climático.

Además, destacan el hecho de que la mayor parte de la financiación climática continúa dirigiéndose hacia los esfuerzos para reducir las emisiones de gases de efecto invernadero, y una proporción relativamente pequeña de las finanzas se destina a los esfuerzos para permitir que los más vulnerables se adapten, teniendo en cuenta las diferencias de medición.

Una de las principales conclusiones a las que llega la evaluación es que el crecimiento de la financiación mundial para la lucha contra el cambio climático registrado en 2015 se debió en gran medida a los altos niveles de nuevas inversiones privadas en energía renovable, el segmento más importante del total mundial. La caída de la inversión en energías renovables en 2016 fue compensada por un aumento del 8 % en la inversión en eficiencia energética.

Sin embargo, aunque los flujos financieros relacionados con el clima son considerables, siguen siendo relativamente pequeños en el contexto de las tendencias más amplias de la inversión mundial.

Por ejemplo, mientras que la inversión mundial en energía renovable y subsidios a la energía renovable va en aumento, la inversión mundial en combustibles fósiles y subsidios a los combustibles fósiles sigue siendo considerablemente mayor.

Otra conclusión fundamental es que la financiación de la lucha contra el cambio climático para los países en desarrollo, como se indica en los informes bienales de los países desarrollados a la CMNUCC, aumentó en un 24 % en 2015, a 33 000 millones de dólares estadounidenses y, posteriormente, en un 14 % en 2016, a 38 000 millones USD.

En sus conclusiones, el informe apunta además que los bancos multilaterales de desarrollo siguen incrementando sus niveles de financiamiento climático y que también están aumentando los flujos financieros en el marco de la CMNUCC y los fondos multilaterales, aunque globalmente estos flujos siguen siendo pequeños.

La propiedad del financiamiento climático es un factor decisivo y existen importantes dificultades que impiden monitorear los flujos financieros a nivel doméstico.

Las reflexiones sobre el Artículo 2.1c del Acuerdo de París destacan la importancia de considerar los flujos de financiamiento para el cambio climático en un contexto más amplio.

Para conocer más detalles, consulte el informe.

Dejar un comentario

nombre

correo electrónico (no publicado)

sitio web

Abrir chat
Contact us without obligation
Hi
How can we help you?
Powered by