Campaña: Héroes Olvidados. Dignificación a Productores Mexicanos del Sector Agropecuario.

Introducción.

¿Sabes de dónde provienen los alimentos que consumes todos los días en tu mesa? ¿Tienes alguna idea de todos los procesos que se tienen que realizar ? Si tu respuesta es no, me gustaría platicarte un poco acerca  de la importancia de nuestros productores  y del campo mexicano.

En México el campo es una de las principales actividades  con mayor relevancia y se le considera  el sector productivo más importante desde un punto de vista económico, social y ambiental; debido a esta actividad depende la alimentación primaria de millones de personas. Sin embargo no todos los productores agropecuarios se han visto beneficiados, los apoyos han sido politizados afectando a  pequeños y medianos productores, siendo ignorados y olvidados, sin valorar  la importancia que yace en sus manos que trabajan arduamente en nuestros campos.

La falta de oportunidad de trabajo y la violencia , son los principales factores que producen migraciones internas del campo hacia la ciudad, y tienen que enfrentarse de forma simultánea, pues de lo contrario el uno desemboca en el otro como un  círculo vicioso. Tampoco nos olvidemos del intermediarismo que los condena  a vender sus cosechas o sus productos a muy bajo costo, y en donde las ganancias rentables son para los mediadores.

Historias de vida a tu mesa

Déjame contarte  un poco más  acerca de los procesos  de producción pecuaria que deben de realizar nuestros productores   día con día para que tengamos alimentos sanos en nuestra mesa. Don Aureliano de 72 años,  se levanta todos los días 5:00 de la mañana  a ordeñar sus vacas,  tiene cinco, pero solo cuatro le dan suficiente leche,  porque una  de ellas esta enferma. Después de ordeñarlas las alimenta y limpia el establo; toma su desayuno que le hizo doña Carmelita, su esposa de 65 años, quien hace tortillas  hechas a mano de su  propia cosecha de maíz  criollo.  Ambos se dedican a  la elaboración de quesos, ritual que continúan haciendo desde hace 50 años  y  ha sido  la  principal actividad de sustento familiar  y oficio con vocación heredado desde  su abuelo, quien le enseñó el arte del queso, como lo llama él. La elaboración de su queso artesanal además de mucho trabajo y esfuerzo lleva  mucho amor, dice doña Carmelita,  y después de  casi toda la  mañana en la elaboración, ambos salen por la tarde a vender al mercado local sus productos hechos sin duda con todo el corazón.

Del campo al supermercado

La experiencia compartida por Don Aureliano es una de tantas miles de historias de trabajo y esfuerzo, de dedicación y amor por su trabajo. Sin embargo la producción de alimentos  en la actual globalización crea un total distanciamiento físico y psicológico entre el consumidor y el productor (agricultor/ganadero) dejando una enorme brecha entre la agricultura o la ganadería y los alimentos que consumimos en los supermercados.

El actual panorama global  en las zonas urbanas, donde se puede mencionar  que la juventud  no tiene idea del origen de sus alimentos que día a día consumen, donde el suministro de alimentos está en manos principalmente de supermercados. La comida llega empaquetada a los estantes de los supermercados, sin apenas rastro de sus orígenes naturales.

Consumo Local

Comprar alimentos de producción local suele ser beneficioso para el medio ambiente. Las cadenas cortas de distribución permiten utilizar menos envases, con lo que se reduce la cantidad de recursos no renovables empleados, teniendo un efecto  en la disminución de basura, consumo  menor de energía en el almacenaje porque los productos son frescos y de temporada, y están basados en cultivos y productos de origen animal que están adaptados al medio ambiente local y son parte integrante de los ecosistemas locales. Al ser más estrecha la relación entre los productores y los consumidores,  muy a menudo éstos están informados de los métodos de producción y reclaman prácticas que fomenten un medio ambiente sano.

Alimentos locales estimulan la economía local

El creciente interés de las personas por consumir alimentos sanos y  del  lugar de origen  está dando impulso a las economías locales. La apertura al consumo de alimentos sanos no industrializados a dado la pauta para el aumento de nuevos empleos y la generación de nuevas empresas enfocadas a la producción bajo  líneas  agroalimentarias de tipo artesanal.

El consumo local beneficia enormemente a la economía, logrando una disminución de riesgos y agregando seguridad a la cadena de consumo. Además  de generar un costo muchísimo mas accesible debido al ahorro por gastos de transportación y pago de impuestos. Los productos locales  no requirieron de programas especiales para el impulso y posicionamiento de los productos pues fueron creados orgánicamente; la población tendrá variedad de productos durante  el año, también existen beneficios ambientales de las tierras debido a las mejoras de  practicas de cultivo, además de generar empleos para más familias. 

Bajo la guía de profesionales

El acompañamiento  y dirección de los especialistas en temas  agropecuarios es  fundamental para el desarrollo agroalimentario. Sin los médicos veterinarios que  controlen  las enfermedades, vacunas, reproducción, entre muchas otras actividades en el ganado, no tendríamos una producción optima , y por ende una alimentación deficiente. 

Los ingenieros agrónomos que colaboran para mejorar los rendimientos de cosecha y producción, y así abastecer  el mercado con productos  de calidad. Es importante reconocer el esfuerzo  y dedicación de todos los profesionales en el área agropecuaria que guían con sus conocimientos  a nuestros productores.

El papel del productor  en la sociedad

A pesar de la importancia de los productores en nuestro país, existe una barrera muy visible y tangible que separa a los campesinos de una legalidad de derechos y de un trato digno en la sociedad. En muchos casos es muy  evidente la manera en la que se denigra a la gente del campo en las ciudades, dejando en la obviedad la falta de entendimiento por el valor de su trabajo.

Actualmente existe una gran brecha entre el desarrollo rural y social, los productores y campesinos son excluidos y marginados, sobreviviendo sin apoyos en lugares olvidados, invisibles, producto de la indiferencia social. Aunado a esta problemática de  invisibilidad al desarrollo social  y al progreso, está la falta de oportunidades y de mejora, producto de la escases  de programas  y recursos que  quizás algunos fueron gestionados, pero jamás entregados  a las manos adecuadas, concentrando el recurso en las manos incorrectas.  Es urgente que como ciudadanos veamos con claridad  el papel de los productores en la sociedad y la importancia de su apreciable e inigualable trabajo.

Entender que en sus manos  descuidadas  y lastimadas de tanto trabajar; está nuestra vida misma, nuestra alimentación y sustento .  Debemos hacer  un despertar social y  darles  todo nuestro agradecimiento y reconocimiento por el esfuerzo que día a día realizan en su hermosa labor.

Sociedad Incluyente

La solidaridad y cooperación entre los seres humanos es la clave  para lograr un equilibrio  social; sin embargo  la inclusión  económica y social de los productores y campesinos  es la fuente mas  acertada  para lograr  una económica sostenible. Es importante crear una conciencia participativa, incluyente y solidaria  en cada mexicano, donde se reconozca el esfuerzo de sus productores,  el valor y  la riqueza de su  tierra, de su biodiversidad, y estar orgullosos  de lo afortunados que somos.

Este artículo es por y para ustedes, por todo el esfuerzo, la dedicación  y el amor  a su trabajo les damos las gracias. 

A todos aquellos héroes olvidados que mantienen a México  en  un latir  de lucha y subsistencia; anónimos, invisibles  y desasistidos, pero a pie de guerra ¡Mil Gracias!.

Por. Lorena Barillas Arriaga.

Director Agrosource International

Dejar un comentario

nombre

correo electrónico (no publicado)

sitio web

Abrir chat
Contact us without obligation
Hi
How can we help you?
Powered by